Ahora que estamos en la época de la vuelta al cole, y después de ver todos los libros y cuadernos que tienen que llevar nuestros hijos al colegio, vamos a recordar una seríe de consejos para que nuestros hijos tengan una espalda sana y de esta forma no tengan dolores ni lesiones.

- A la hora de transportar el material escolar:

a) Hay que evitar que los niños lleven más del 10% de su propio peso

b) Hay que evitar llevar material innecesario con el objetivo de llevar el menor peso posible. Si pueden, que dejen parte del material en las taquillas del colegio

c) Utilizar una mochila con ruedas y cuyo tirador tenga una altura regulable

d) Si no usas mochila con ruedas, utiliza una mochila con tirantes anchos. El niño debe intentar llevarla lo más pegada al cuerpo posible

– Hay que evitar que los niños estén todo el día sentados, y procurar que lleven una vida físicamente activa, de esta forma, se fortalecerá la musculatura de su espalda

– Hay que facilitar que realicen ejercicio con frecuencia: correr, nadar, andar en bici. De lo contrario, su musculatura perderá fuerza y aumentará el riesgo de que le duela la espalda.

– Antes de hacer ejercicio hay que realizar un calentamiento adecuado  y estirar los músculos al finalizar.

– Recordad a nuestros hijos, que si les duele la espalda de forma habitual o al realizar algún movimiento, deben avisarnos para así poder consultarlo con el médico. Cuanto antes se pueda descubrir un problema más fácil será la solución.